Cómo comprar la ropa de cama de la cuna

Como padres, es nuestro deber asegurarnos de que nuestros hijos crezcan en un ambiente sano y sostenible. Así como nos preocupamos por su nutrición y desarrollo físico y mental, debemos tener en cuenta la calidad de la ropa de cama y otros artículos textiles para el hogar que rodean a nuestros pequeños.

Así que, tanto si eres un padre primerizo en busca de ropa de cama de calidad para la cuna, como si eres un experto experimentado con un par a tu lado que necesita ideas frescas para la decoración de la habitación del bebé, intentaremos responder algunas de las preguntas más frecuentes relacionadas con la ropa de cama del bebé.

Conoce más en nuestra web.

¿Cuáles son las mejores telas para la ropa de cama de la cuna del bebé?

No hace falta decir que la piel de los bebés es sensible y requiere una atención extra al elegir las prendas para vestir o dormir. Una regla general es elegir los tejidos de fibras naturales, como el lino y el algodón orgánico, por encima de los sintéticos.

Los tejidos puros tienen increíbles propiedades naturales que apenas se pueden fabricar. Tanto el lino como el algodón son conocidos por su capacidad de absorción y transpiración, lo que significa que su bebé se mantendrá seco y cómodo durante toda la noche. Además, el lino es hipoalergénico y no deja que se acumulen bacterias, ácaros del polvo u otros gérmenes, por lo que es perfecto para cualquier persona con piel sensible o alergias.

¿Qué es lo que debe tener la ropa de cama de la cuna?

Un error que la mayoría de los padres primerizos cometen es exagerar con los accesorios. Resulta que tener demasiados artículos en la cuna de un bebé puede ser peligroso y llevar a la asfixia. La Academia Americana de Pediatría afirma que la forma más segura de que los bebés duerman es recostados de espaldas, sobre una superficie firme con poco o nada a su alrededor.

Así que si estás haciendo una lista de los elementos esenciales de una cuna, esto es lo que realmente necesitas:

  • Un colchón de cuna firme y una funda impermeable para proteger el colchón de fugas, chinches, ácaros del polvo y otros alérgenos de interior.
  • Una sábana de cuna ajustada que protegerá el colchón aún más pero también mejorará el sueño de su bebé. Es importante asegurarse de que la sábana quede bien sujeta alrededor del colchón y no se deshaga mientras el bebé esté en la cama.
  • Una falda de cuna podría considerarse como un elemento decorativo. También cubren el almacenamiento debajo de la cama añadiendo un aspecto más sofisticado a la guardería.

De verdad, eso es todo. Cualquier otra cosa podría potencialmente crear un ambiente de sueño inseguro. Los juguetes, almohadas y mantas se guardan mejor para los años posteriores. Para mantener a su bebé caliente durante la noche sin riesgo de asfixia, puede envolver a su recién nacido en una manta o en una acogedora toalla con forma de gofre. Al simular la tensión y la presión del útero, envolverlo prolonga el descanso del bebé y mejora el desarrollo neuromuscular.

Otras preguntas frecuentes

¿Cuántas sábanas necesito para la guardería de un bebé?

Las sábanas de la cuna son uno de los artículos de cama más difíciles de usar en la guardería de tu bebé. Por eso es imperativo que elijas sábanas que sean resistentes, duraderas y fáciles de cuidar. Es mejor tener de 2 a 4 sábanas de cuna en rotación para que nunca se te acabe la ropa limpia.

¿Con qué frecuencia debo lavar las sábanas de la cuna?

No necesitamos decirte que los bebés son sucios. Derrames, fugas, babas, etc. La recomendación más importante para lavar las sábanas del bebé es 1-2 veces por semana. La funda del colchón también debe ir a la lavadora al menos una vez a la semana para mantener al bebé feliz y sano.

¿Cuándo puede un niño pequeño empezar a usar una almohada?

Cuando se trata de almohadas y otros artículos de ropa de cama blandos, el bebé necesita poder moverse por sí mismo, lo que significa que puede darse la vuelta, sentarse o estar de pie. De esta manera no se enredarán con telas sueltas. Lo más común es que sea después de que el niño tenga un año.

Add Comment